¿Cómo sabe un hombre que tiene un problema sexual?

Las disfunciones sexuales masculinas afectan la autoestima, la autoconfianza y, por supuesto, la relación de pareja. Algunas veces, los hombres desconocen su respuesta sexual, sus tiempos o no saben detectar si sus parejas quedaron satisfechas con su desempeño en la cama.

Algunos tips pueden ayudarte a aclarar si realmente tienes un problema sexual:

  1. Tu pareja apenas que terminas, te da la espalda para disimular la rabia o ganas de llorar por la intensa frustración que siente. O quizás, te sugiere o te confiesa abiertamente que soluciones el problema sexual que te afecta.
  2. En medio de bromas, tu pareja te dice algo como: “para qué me calientas, si siempre me dejas en la mitad del camino”. Esa frase hiriente te está asegurando que tienes que buscar ayuda.
  3. Tu amante saca excusas o evade la intimidad para evitar otra insatisfacción        sexual más. Si acaso le preguntas directamente si quedó satisfecha, te contesta con evasivas.
  4. Sientes un vacío terrible cuando alcanzas tu clímax porque, en el fondo, sabes que “te vienes muy rápido” y no lo puedes controlar. Percibes el rostro de frustración de tu pareja.
  5. Por más esfuerzos que haces, tu erección no es la mejor y tienes que pedirle todo el tiempo que te estimule para iniciar o para evitar que se pierda.
  6. La mayor parte del tiempo te piden, te suplican o te reclaman porque no tomas iniciativa alguna en el sexo. Te acusan de ser más frío que un pingüino.

Recuerda que las disfunciones sexuales tienen solución. Acude a un especialista quien te ayudará a resolverlas. Deja las excusas a un lado.